Deportes

Dolor en el mundo del fútbol, por el fallecimiento de Reyes en accidente de tráfico

José Antonio Reyes

El accidente se produjo por una salida de vía, incendiándose al volcar el vehículo que conducía

El fallecimiento de Jose Antonio Reyes a los 35 años en un accidente de tráfico, a escasos kilómetros de su ciudad natal Utrera, España situada a 30 kilómetros de Sevilla ha caído como una bomba en el fútbol mundial, que con incredulidad despide a un jugador icónico, pionero, querido y carismático.

El Sevilla, club en el que se formó y en el que obtuvo sus mayores éxitos acogerá mañana la capilla ardiente en el estadio Sanchez Pizjuan, donde todos los aficionados darán su último adiós a  un jugador que triunfó en la liga española, inglesa y portuguesa. En el fútbol español ha habido mejores jugadores que Reyes, pero posiblemente no los haya habido con el talento del utrerano, que fue un jugador excepcional que nunca encontró su sitio.

A pesar de toda su desbordante calidad, le  sirvió para deslumbrar a la afición sevillista, donde debutó en la primera división española con 16 años, y que encandilaba a su afición con su frescura, habilidad, rapidez y con el gol. Que era una estrella nadie lo cuestionaba y el Arsenal le fichó para esa temporada ganar la Premier League sin perder ni un partido. Los “Gunners” pagaron por él, la friolera de 30 millones de euros, una barbaridad para esos momentos por un jugador de 19 años, que se fue del Sevilla para salvarlo económicamente y regresó para hacerlo más grande.


Pero nunca se adaptó a Inglaterra, así es que con 23 años comenzó su etapa de trotamundos, pasando fugazmente por el Real Madrid donde ganó la Liga 2007, se marchó a la liga portuguesa de la mano del Benfica, para volver de nuevo a España al Atlético de Madrid, y de aquí vuelta al Sevilla donde consiguió sus mayores éxitos al conquistar tres de los cinco títulos de Europa League, que posee ( siendo el único jugador con ese número de títulos ), consiguiendo hacer grande al equipo que lo descubrió deportivamente.

Pudo ser todo, pero prefirió ser Reyes, un jugador que ganaba sin esfuerzo, que brillaba sin buscar la fama, que marcaba sin presumir de gol, una estrella introvertida que peleaba en lo grande y en lo pequeño, ganando la Premier y salvando al Córdoba del descenso, siempre levantaba a la afición y fue feliz. No le pesaban los clubes y no fue un mercenario, si no solo un hombre en continua búsqueda de sí mismo.

Su paso por el fútbol chino, fue fugaz, regresando a España, para fichar por el Extremadura, U.D., de Almendralejo (equipo al que dedicamos un artículo por su buen hacer al conseguir la gesta de en diez años desde su fundación  conseguir ascender a la categoría de  plata del fútbol español ), y al que la semana pasada ayudó a conseguir mantenerse en Segunda División de la liga española una temporada más.

Al no estar convocado para el partido que el Extremadura U.D., disputaba ( suspendido hasta el próximo martes ) esta tarde en la ciudad de Cádiz, al finalizar el entreno matutino, se dirigió con dos familiares a su ciudad natal a bordo de un potente Mercedes y a escasos kilómetros y posiblemente debido al exceso de velocidad, perdió el control dando varias vueltas e impactando con unos bloques de obra que ha provocado el vuelco y posterior incendio del turismo. Jose Antonio Reyes y uno de sus familiares que viajaban con él fallecieron en el acto, y el tercer ocupante fue trasladado con vida al hospital, donde se encuentra en estado muy grave al tener quemaduras en el 60% de su cuerpo https://bit.ly/2Z1utRm.

Su hijo mayor, que sigue sus pasos y milita en la cantera del Leganés, ha publicado una emotiva carta de despedida hacia su padre en su perfil de Instagram dando las gracias por lo que se querían, por sentirse orgulloso de él y por los consejos que le daba. Así mismo ha dado las gracias a todos por los mensajes de cariño que está recibiendo.

Descansa en Paz, José Antonio Reyes, un jugador que no fue todo, pero sí fue mucho.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*